Los fracasos políticos

8 julio, 2007

Cuentan que Winston Churchill definía el éxito de una manera un tanto peculiar, pero también inteligente. En su opinión, el éxito consistía en la habilidad que demostramos los seres humanos para poder ir de fracaso en fracaso sin que por ello perdamos un ápice de nuestra alegría y entusiasmo. Han pasado muchos años desde que lo leí por primera vez, pero no hay día que pase, a la vista de las noticias que se producen en el mundo y de las negras expectativas que se nos presentan, que no deje de pensar en la veracidad de estos comentarios tan sarcásticos y, a su vez, tan desgraciados. Además, debido a la mediocridad reinante en la esfera política, cada vez está desapareciendo más esta habilidad de lo seres humanos para convertir los fracasos en éxitos. Así pues, preparémonos cuanto antes contra el cambio climático ya iniciado. Preparémonos contra nuestro gran fracaso como especie.

Lee el resto de esta entrada »


El mercado necesita señales sostenibles

28 septiembre, 2006

El sistema de vertebración de nuestra sociedad civil e institucional presenta muchas fallas. Una de ellas es la falta de señales adecuadas en el mercado para que de ellas se beneficien los productos y actividades sostenibles. A nuestra sociedad guipuzcoana le falta también cintura y se constata que existe un déficit importante dentro de una escala intermedia de vertebración de la propia sociedad. Actualmente, entre los políticos y la sociedad apenas existen instituciones intermedias que son las que le dan frescura y agilidad a las sociedades modernas. El debate sobre el futuro, si es que se da, queda muy limitado y restringido al área de los partidos políticos por lo que queda una visión compartimentada y reducida de lo que debería ser la vertebración social. Como consecuencia más grave de ello está el hecho de nuestra incapacidad de reaccionar, de manera anticipativa, ante los cambios emergentes que se producen a nivel global.

Lee el resto de esta entrada »


La larga transición

20 septiembre, 2006

En nuestro mundo, diariamente se manifiestan numerosas contradicciones en el actual modelo socioeconómico que se interpretan como síntomas de su agotamiento. Algunas de estas manifestaciones se refieren a la mayor dependencia que tenemos de los hidrocarburos cada vez más caros, al progresivo agotamiento de los combustibles fósiles y de los recursos naturales, al cambio climático ya iniciado, a la inestabilidad de la política internacional, a las secuelas ambientales y sociales, a los conflictos armados por los recursos, etc. Para superar estas contradicciones se entiende que podríamos lograrlo mediante un cambio radical de paradigma en nuestra sociedad. Sin embargo, este cambio radical exige un fuerte liderazgo político, a nivel global que no se da. Esta falta de liderazgo hace que cada vez sean más claras y palpables las señales que evidencian los síntomas de agotamiento del actual modelo socio-económico.

>