La huida japonesa hacia adelante a la espera del crack financiero mundial

15 abril, 2013

Recientemente, Japón ha puesto en marcha un programa de expansión monetaria que persigue el objetivo 2-2-2. Es decir: en dos años, el Banco de Japón (BoJ) duplicará totalmente la base monetaria del país nipón e intentará alcanzar un mínimo de 2% de inflación.

Leer el resto de esta entrada »


Una economía mundial quebrada que intenta huir hacia delante inútilmente (y III)

16 noviembre, 2012

Japón es el tercer foco importante de inestabilidad económica, a nivel mundial. El país nipón, en lo que se refiere a su economía, lleva renqueando constantemente durante los últimas dos décadas. A lo largo de estos años, su crecimiento ha sido muy bajo, ya que su crecimiento medio se ha situado en torno al 0,8%. Técnicamente podríamos decir que Japón es un país quebrado debido a su gran deuda y que se mantiene gracias al hecho de darle a la manivela de la máquina de hacer billetes, al dinero que crean electrónicamente sus bancos y al hecho de que cuenta con el trascendente ‘aval’ que le aportan los bancos centrales de los principales países desarrollados. Es especial, con el ‘aval’ de los bancos centrales de Estados Unidos y de la UE, cuyas economías también están superendeudadas.

Leer el resto de esta entrada »


Se anuncia una fuerte recaída de la crisis financiera mundial (I)

11 julio, 2011

La tercera depresión económica de la historia amenaza ser mucho más larga de lo que, habitualmente, nos mienten los medios de comunicación. Esta depresión económica que, de modo más destacado, está padeciendo el mundo desarrollado desde hace cuatro años, tiene grandes visos de seguir agravándose aún mucho más e, incluso, sufrir un colapso, por culpa de la avaricia, la corrupción y la estupidez humana que caracteriza a nuestras clases dirigentes tanto económicas como políticas, sociales y culturales.

Leer el resto de esta entrada »


El sistema financiero mundial se tambalea

5 julio, 2011

El euro está muy mal, el yen está muy tocado pero es que el dólar se encuentra en una situación más grave todavía. Durante muchos años, tanto Estados Unidos como Japón y muchos países europeos, han estado gastando bastante más de lo que producían. Con el estallido de la crisis que dio origen a la depresión económica que ahora padecemos, bajaron las aguas de la piscina mundial y entonces pudimos comprobar qué países ni tan siquiera tenían traje de baño para hacer frente a sus deudas.

Leer el resto de esta entrada »


Japón, un país al borde de la quiebra (y IV)

27 abril, 2011

El estado de cuentas de Japón no es nada bueno. Japón es el país desarrollado que mayor deuda tiene con diferencia y, a nada que ésta crezca, no es difícil que se avecine algo más que una crisis. Es decir que ocurra un “default”, una quiebra soberana que tendrá sus graves consecuencias a nivel mundial. No en vano, estamos hablando de la quiebra de la tercera economía más importante del mundo, situada por detrás de Estados Unidos y de China.

Leer el resto de esta entrada »


Japón, un país al borde de la quiebra (III)

24 abril, 2011

En una entrevista reciente, el mismo ministro de Economía, Kaoru Yosano, hizo una evaluación muy franca de la situación y de cómo se podría abordar la escasez de la energía en Japón:
“Todas las empresas, las oficinas y los hogares tienen que ahorrar consumos de electricidad, pero no podemos permitir que ello afecte al sector manufacturero porque es crucial para el crecimiento económico de Japón. Por ello, las empresas productivas lo tienen más difícil mientras que las personas en casa pueden ahorrar energía mucho más fácil”.

Leer el resto de esta entrada »


Japón, un país al borde de la quiebra (II)

21 abril, 2011

Lo más necio e irresponsable de todas las desgracias que está padeciendo la población japonesa es que, en un país donde se producen varios terremotos al día, no tuvieran un Plan de Contingencia o Plan B para situaciones tan graves como la que, actualmente, Japón está viviendo. Lo más seguro es que hubiera algún ingeniero que lo planteara en su día, pero automáticamente fue silenciado por los jefes financieros de las empresas. Aprobar un Plan B sería haber incurrido en gastos considerados como “gastos extra” y lo más importante para este capitalismo codicioso son los beneficios, por no decir que es lo único que les importa a sus dirigentes.

Leer el resto de esta entrada »