Sin anticipación no habrá libertad en el futuro

16 septiembre, 2009

Tal como se está saliendo de la crisis, pareciera que regresamos a un pasado donde lo más especulativo del sector financiero comenzara a controlar nuestro futuro de nuevo. Así, desde el gran casino en el que se ha instalado la economía mundial, se nos dice que ya estamos superando la crisis, mientras que sus gestores siguen empecinados como necios en seguir haciendo más de lo mismo y repitiendo las mismas irresponsables acciones que nos llevaron, movidos por la avaricia del sector bancario, a la actual crisis financiera. Aquí hay algo que no encaja.

Lee el resto de esta entrada »


Una crisis que cambiará el mundo (II)

8 febrero, 2009

Hoy en día, en las grandes empresas —y sobre todo en las instituciones financieras— la mayoría de los altos puestos de dirección son ocupados por economistas y/o expertos en finanzas que desconocen los fundamentos básicos sobre la complejidad de los sistemas donde la ética, la sociología, el medio ambiente, la ciencia y la tecnología tienen mucho que ver. Hasta hace unos meses, se agarraban a cuatro o cinco esquemas un tanto pueriles que colocaban en un pedestal divino al mercado volviéndolo un ídolo sacrosanto. Se oponían fanáticamente a la regulación de los mercados por parte de los diferentes gobiernos para colocar al lucro en el ‘santa santorum’  de ese gran tabernáculo de la avaricia y de la ambición de poder desmedido que habían construido.

Lee el resto de esta entrada »


Una crisis que cambiará el mundo (I)

4 febrero, 2009

Las teorías económicas hace tiempo que entraron en una fase de preocupante obsolescencia. Se trata de una crisis de las teorías económicas que se ha incrementado y que, a su vez, ha dejado más al descubierto la realidad de su inoperancia con el agravamiento de la actual recesión económica, a nivel mundial. Ni tan siquiera los más galardonados premios Nobel de Economía, salvo Joseph Stiglitz, se nos muestran capaces de dar con alguna posible salida a la crisis. Sin embargo, cada vez somos más los que pensamos que la crisis económica que estamos padeciendo será una gran purga para la especulación y para la avaricia que cambiará profundamente el mundo, tal como hoy lo conocemos.

Lee el resto de esta entrada »


Acerca de los rentistas del sistema que impiden los cambios para salir de la crisis (y III)

28 enero, 2009

La coyuntura actual tiene numerosos parecidos con la que conoció Thomas More, a finales del siglo XV. El letrado inglés también conoció un mundo en crisis, sujeto a profundas transformaciones y sin embargo, fue un modelo de cómo huir del fatalismo y del determinismo histórico, poniendo toda su esperanza en la urgente necesidad de alcanzar un nuevo humanismo en base a la voluntad y a la razón. La Universidad, la de hoy como la de ayer, vivía anclada en sus compartimentos estanco llenos de retórica. Vivía inmersa en sus clásicos, en sus asignaturas y en sus disciplinas. Sin embargo, para More, en la vida apenas existían las asignaturas. Lo que había eran problemas y muy grandes y complejos, por cierto.

Lee el resto de esta entrada »


Acerca de los rentistas del sistema que impiden los cambios para salir de la crisis (II)

25 enero, 2009

El surgimiento de una economía-mundo  se produjo sobre todo a partir del descubrimiento de esa nueva frontera que representaba el continente americano para los europeos. En Europa, gracias al desarrollo del comercio, se había producido la aparición de una nueva y pujante clase social compuesta por ricos comerciantes. Sin embargo, con el desarrollo del comercio también se había desarrollado la corrupción. En todos los reinos de Europa, la corrupción se había convertido una lacra social que, de manera generalizada, se había extendido entre los nobles y demás mandatarios políticos y las autoridades eclesiásticas de finales de la Edad Media.

Lee el resto de esta entrada »


Acerca de los rentistas del sistema que impiden los cambios para salir de la crisis (I)

21 enero, 2009

Thomas More —también conocido como Tomás Moro— supo identificar con claridad que la humanidad se encontraba al final de una era. Mejor quizás que cualquier otro pensador de su época, era muy consciente del freno que suponían los rentistas del sistema para la aplicación de aquellas medidas que les permitieran salir de la grave crisis en la que se encontraban. More también conoció el impás o inmovilismo político, social e ideológico en el que se encontraban todos los gobiernos de los diferentes reinos que conformaban la Europa cristiana de finales del siglo XV.

Por aquel tiempo, asistían al final de una época —la Edad Media— y se enfrentaban al comienzo de otra —la Edad Moderna— que se les presentaba como un libro cuyas páginas estuvieran en blanco. Para More resultaba apasionante —y comprometedor a la vez— participar en los debates que se celebraban entre los pensadores de su círculo de amigos íntimos, entre los que se encontraba también Erasmus de Rotterdam. Las discusiones a las que se veían sometidos intentaban escrudiñar, entre todos los escenarios futuros posibles, un futuro desde donde surgiera un nuevo mundo que pudiera hacer feliz a la humanidad entera. Ese mundo sería conocido como la isla ‘Utopía’. Un valor que tendremos que recuperar todos cuanto antes.

Lee el resto de esta entrada »


Las preocupaciones de Obama por la escalada del déficit público

11 enero, 2009

En una conferencia que recientemente impartió Barack Obama, el presidente electo de Estados Unidos intentó distinguir entre la necesidad de ejecutar lo que es probable que establezca records en lo referente al volumen del déficit, durante varios años, y la necesidad de comenzar a disminuir, de una manera significativa, este déficit en los años posteriores.

Añadió también que, al tiempo que se prepara un plan de estimulación de la economía que con llevaría un presupuesto de casi 800.000 millones de dólares en concepto de nuevos gastos y recortes de impuestos durante los próximos dos años, se aseguraría que el dinero se gaste con prudencia de manera que se garantice que las inversiones se hagan de manera prudente y bien gestionadas. Obama mismo se comprometió a trabajar con el Congreso para aprobar la aplicación, en todo el presupuesto federal, de un severo control del gasto, así como ajustadas medidas de eficiencia.

Lee el resto de esta entrada »