No sólo el largo plazo exige un cambio radical, también el corto y el medio plazo

30 agosto, 2009

A comienzos del otoño de 2007, el sistema financiero mundial comenzó a conocer una crisis inédita en la historia económica, con pérdidas cifradas en billones de euros para el conjunto de las instituciones financieras, quiebras bancarias evitadas por una vigorosa intervención pública, fuertes revisiones a la baja del crecimiento económico de los principales países desarrollados o en vías de desarrollo e, incluso, fluctuaciones sin precedentes en los precios de las materias primas. Así, en tan sólo unos meses el precio del petróleo pasó de casi 150 dólares/barril a menos de 40 dólares/barril.

Lee el resto de esta entrada »


La prospectiva estratégica como arma de futuro

26 agosto, 2009

Necesitamos luchar contra la tiranía que nos impone el corto plazo, estableciendo nuestra visión a largo plazo y optando por aquel escenario apuesta que nos traslade a una economía sostenible. En nuestros tiempos, muchos de los males que padecemos —e incluso, la propia crisis económico-financiera que actualmente tanto penaliza, lastra y limita nuestras vidas— se deben a las consecuencias derivadas del cortoplacismo en el que hemos instalado nuestra vida social, política y económica.

Lee el resto de esta entrada »


La fuerte subida del precio del petróleo que nos espera

23 agosto, 2009

La noticia nos llega de Australia donde este país ya sabe que, por lo menos, tendrá que lidiar con una previsión que sitúa el precio del petróleo en 200 dólares/barril a medio plazo. Lo hará en la medida que se recuperen las economías exteriores de la crisis financiera mundial y de acuerdo con la reconocida opinión de uno de los mejores expertos en petróleo y energía, Paul Stevens, que recientemente ha visitado la ciudad australiana de Adelaida.

Lee el resto de esta entrada »


Una crisis que cambiará el mundo (y V)

18 febrero, 2009

La prospectiva estratégica se encargaría de impulsar mediante su sistema vigía y sus planes operativos de reducir constantemente los riesgos e incertidumbres inherentes a la consecución del escenario apuesta o futuro deseado. La historia de la humanidad está plagada de ejemplos que nos demuestran que, fundamentalmente, han sido la voluntad, la ambición, la lucha y el tesón demostrados en las acciones de los hombres, los factores que han propiciado que los sueños de los seres humanos pudieran fecundar la realidad de su propio futuro.

Lee el resto de esta entrada »


La clave: socializar el sector financiero, en lugar de sólo sus pérdidas

9 octubre, 2008

Ahora que hemos entrado en una profunda recesión económica, aunque las manipuladas estadísticas lo nieguen, necesitamos reflexionar, más que nunca, sobre cuál es el futuro que queremos construir. Sin embargo, para contemplar nuestras acciones del presente y poder criticarlas con acierto y justicia, se necesita dotarse de un buen punto de observación. Sin duda, la mejor posición es aquel punto ascendente que se situa en el horizonte elevado del futuro. Desde allí, desde la distancia de los tiempos en que se encuentran esas realidades prematuras que conforman las utopías, la visión es más nítida y más clara y está dotada, además, de una gran profundidad de campo.

Esta nueva perspectiva nos permite analizar, con mayor rigor, los obstáculos estructurales que dificultan nuestra marcha correcta hacia un futuro sostenible que coincidiría con el lugar donde la mayoría de los seres humanos aspirásemos a estar: en el punto donde mejor se colmen nuestros deseos de felicidad. De este modo, veremos con claridad quiénes son los rentistas del sistema que nos impiden avanzar hacia la sostenibilidad, hacia un lugar donde la especulación y la avaricia sean tan prohibidas como innecesarias. Adelantaré ahora que la solución a la grave crisis económica actual pasa por socializar —nacionalizar— el sector financiero, en lugar de sólo sus pérdidas.

Lee el resto de esta entrada »


Sin anticipación todas las soluciones son malas

4 septiembre, 2008

Se suele decir que cuando se produce la necesidad de una mutación estructural en el sistema productivo-energético-económico-financiero y no la realizamos, es cuando entramos en crisis. Ahora estamos viviendo una profunda crisis que nos está llevando a una recesión —si es que no nos ha llevado ya— cuyas consecuencias aún son inciertas aunque me sospecho que nada buenas. Esta reflexión es, en gran medida, acertada y un buen punto de partida para hacernos las buenas preguntas —condición ‘sine qua non‘ para dar con aquellas buenas respuestas que nos permitan solucionar nuestros graves problemas.

Sin embargo, para ser más exactos, habría que añadir que precisamente lo que ocurre es que no hemos sabido o no hemos sido capaces de ofrecer, a tiempo, una respuesta correcta y ajustada de adaptación al nuevo paradigma productivo-energético-económico-financiero que, poco a poco, se irá implantando en nuestra sociedad y a escala planetaria. Desgraciadamente, nuestros políticos creen que con la aplicación de medidas políticas paliativas saldremos de la crisis cuando es todo lo contrario. La crisis, no por negarla o menospreciarla, dejará de ser grave.
Lee el resto de esta entrada »