La concentración de la riqueza y su índole antidemocrática

10 abril, 2011

La larga y prolongada duración de la crisis actual es algo bien evidente para todos. Es una crisis sobre la que los más optimistas opinan que durará cuatro o cinco años más. Pero también podría ser que durara otros quince años más. Se quiera o no, guste o no guste, después de haber transcurrido casi cuatro años desde que se inició la crisis económico-financiera que todavía padecemos —y seguiremos padeciendo mientras continuemos haciendo más de lo mismo— no se puede continuar negando que hemos entrado en una grave depresión económica que, como todas las depresiones económicas, llegará a durar en torno a las dos décadas o más.

Lee el resto de esta entrada »


La caída del neoliberalismo (V)

20 octubre, 2010

La doctrina del liberalismo que enseñara Adam Smith estaba destinada a demostrar que una sociedad podía existir sin la omnipotencia del Estado absoluto. Era una doctrina revolucionaria dirigida contra el poder del absolutismo, del Leviatán de aquellos tiempos. Sin embargo, en ningún momento, Adam Smith se imaginó que una sociedad podría vivir sin contrato social.

Lee el resto de esta entrada »


Cómo encarar el futuro incierto con éxito

27 mayo, 2009

A lo largo de los miles y miles de años que supone la historia de la humanidad, la antigua fe que practicaban las diferentes civilizaciones se basaba en el convencimiento de que los sistemas estaban autorregulados por los dioses. A los hombres sólo les cabía la conformidad o el sometimiento a un destino que, de antemano, estaba absolutamente predeterminado.

Tuvo que llegar al ‘Siglo de las Luces’ para que la razón iluminara nuestro destino y enfocáramos nuestra lucha por las libertades, eliminando los privilegios de los rentistas del sistema: el clero y la nobleza. Desgraciadamente, hoy en día, han surgido otras nuevas castas de rentistas del sistema que se benefician injustamente de privilegios que obtienen mediante la corrupción política y el nepotismo.

Lee el resto de esta entrada »


Cuando el tiempo ya expira

17 febrero, 2006

Muy pocos conflictos bélicos, y menos los religiosos, han logrado ser incruentos pero mucho menos cuando sus versiones han sido las fundamentalistas, ya que el precio a pagar ha sido, además de enorme, también sangriento e inhumano. El recurso a opciones salvajes como el terrorismo suicida no puede sino exacerbar las peores pasiones que los seres humanos guardamos dentro. En estas condiciones, el diálogo entre teocracia y democracia resulta un intento imposible y, por tanto, condenado al fracaso.

Lee el resto de esta entrada »