Necesitamos sustituir el actual modelo económico por otro sostenible para detener el Cambio Climático

Recientemente, el Grupo de Trabajo III (Mitigación) del Panel Intergubernamental sobre el Cambio Climático (IPCC) ha repartido un informe donde lo dejaban todo bien claro y se quedaban cortos. Decían lo que desde este blog llevo una década proclamando y, aunque tarde, pues se han perdido años valiosos de lucha eficaz contra el Cambio Climático, se agradece.

No obstante, también es cierto que lamento mucho la cobardía del Panel o comisión de expertos de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático en no haberlo denunciado mucho años antes como lo hicimos algunos prospectivistas que trabajamos en favor de un futuro sostenible, con todos los riesgos que ello representaba para nuestra actividad profesional.

Hoy en día, muchos profesionales seguimos marginados por diferentes empresas y gobiernos europeos porque antepusimos nuestra honradez profesional y responsabilidad social al silencio cobarde de otros muchos, a la hora de denunciar tanto la gravedad como a los verdaderos causantes del Cambio Climático.

Deshielo polar

Con el actual sistema económico financiero el mundo camina hacia un desastre total irreversible y de proporciones tan colosales como es el Cambio Climático Abrupto. Es necesario decir adiós, cuanto antes, al actual modelo económico, basado en el lucro, la usura y la especulación, que no tiene en cuenta el bienestar social, la calidad de vida y el deterioro del clima del planeta y con ello, ni tan siquiera, la supervivencia futura de los seres humanos.

Este informe sobre el Cambio Climático denuncia que los gobiernos no están haciendo lo suficiente para evitar profundos riesgos de catátrofes a ocurrir en las próximas décadas. Aunque no lo dicen expresamente, tácitamente el futuro lo contemplan de modo muy pesimista.

Sin embargo, y quizá engañándose a sí mismos, los expertos encontraron un resquicio de esperanza porque todavía consideran que hay tiempo para evitar la peor y, en teoría es cierto, pero también lo era hace una década y, desde entonces, los niveles de emisiones de GEIS siguen aumentando y cada vez vamos a peor.

Los expertos plantean que, para frenar el Cambio Climático, todo depende de la voluntad política de hacer que ello sea posible pero se olvidan de la gran corrupción existente y que el sector financiero y las empresas energéticas oligopolistas no van a a dejar que el control de la economía lo recuperen los gobiernos.

Por lo menos, durante los próximos cinco años, dada la mediocre calidad de nuestros políticos actuales y los altos niveles de corrupción existente, considero que no se tomarán las medidas drásticas que el Panel de expertos sobre el clima de la Tierra solicita que se asuman con urgencia por parte de los gobiernos.

Inundación

Con el auge del neoliberalismo, la política hace tiempo que abandonó el control de la economía para dejarlo en manos de un codicioso y cortoplacista sector financiero empeñado en llegar a a ser los más ricos del cementerio, aún a costa de poner en grave peligro la supervivencia de la raza humana.

Pero los datos sobre el deshielo de los polos y el aumento anual de las catátrofes naturales debidas al Cambio Climático han obligado a que este informe sea mucho más claro y radical que los anteriorres informes. Se denuncia que no tenemos un plan B. Hay un solo plan A que no se está cumpliendo y necesitamos líderes que asuman un objetivo ambicioso de lucha contra el Cambio Climático este año.

Hasta el momento, y pasar de los reiterados avisos de los ciéntíficos del clima, en la primera década de este siglo, los niveles de dióxido de carbono atmosférico han ido creciendo casi dos veces más rápido que como lo hicieron en las últimas décadas del siglo XX.

Por consiguiente, ya no hay lugar para la esquiva y el disimulo. Si seguimos utilizando la combustión de los combustibles fósiles para la generación de energía la catástrofe ecológica será un proceso irreversible de consecuencias muy graves e ilimitadas para el futuro de la raza humana. Una entrada en una nueva glaciación no es ninguna broma.

Debido a que lo peor está por venir y a la extrema gravedad de lo que supondrá el Cambio Climático, los expertos presionan para lograr un ambicioso acuerdo climático global que se supone que debería estar ultimado, a finales de 2015 y entraría en vigor en 2020. Para ello, será necesario superar las actuales divisiones entre los países ricos y los países más pobres que tanto han influido en el fracaso de anteriores conferencias internacionales sobre el clima.

Sequía

Finalmente, señalaré que aunque no soy nada optimista, considero que no todo está perdido gracias a que las tecnologías limpias para generar energía eléctrica están avanzando mucho. Hoy en día, las energías renovables pueden ser la única solución que tenemos para frenar el progresivo deterioro del clima.

En el informe, este hecho se destaca y también los expertos revelan el aumento de la rentabilidad de determinadas fuentes renovables como la energía solar o la energía eólica y apuestan por su desarrollo. Pero la batalla contra las energías fósiles no es nada fácil y va ser muy larga. Todavía, en muchos países desarrollados, existen muchos frenos al impulso de las energías renovables debido a los intereses contrarios del sector oligopolista de la energía que sigue apoyando un modelo energético insostenible y que cuenta con el amparo de la corrupción política. El caso de España es de los más patéticos.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: