El petróleo está caro, sencillamente porque se agota

¿Han visto ustedes lo rápido que ahora se puede pasar de ser un país rico y exportador a ser un país pobre e importador de petróleo?. Este es el caso del Reino Unido e Indonesia que de ser países exportadores, tras el progresivo agotamiento de sus yacimientos petrolíferos se han convertido hace poco en países importadores. Pero no son el único caso pues pronto vendrán muchos más y el petróleo se concentrará tan sólo en muy pocos países. Fundamentalmente, el petróleo se concentrará en Rusia y los países de la OPEP. El motivo es que al resto de países que también producen petróleo les queda muy poco para seguir haciéndolo.

En efecto, las exportaciones de petróleo, a nivel mundial, conocieron su pico máximo de exportación el año 2005. Desde entonces la tasa de disminución de la producción de petróleo está conociendo un ritmo acelerado de su declive. Quienes ahora intentan confundir a la gente haciéndoles creer que es la especulación la causante de los altos precios del petróleo, además de engañar, no hacen otra cosa que impedir que los gobiernos tomen medidas a tiempo para evitar que realicemos, ahora que podríamos estar aún a tiempo, la transición al nuevo paradigma energético.

El petróleo está caro, sencillamente porque se agota. Porque la demanda cada vez tiene más problemas para ser satisfecha por la oferta. Los problemas para satisfacer la demanda tampoco son un tema de los mercados financieros. Por otro lado, hemos de interiorizar el hecho de que los precios del crudo de petróleo se han duplicado en menos de un año. Este hecho es algo innegable por lo que, por la fuerza de los hechos, está concienciando cada vez a más gente, acerca de la escasez real del petróleo que cada vez se percibe más en el mercado. Algunos comentaristas le echan la culpa a la especulación como uno de los principales factores que más ha influido para que los actuales precios del petróleo hayan alcanzado unos niveles tan altos. Sin embargo, los datos técnicos no avalan estas aseveraciones. Me refiero a los datos sobre las exportaciones de petróleo que contradicen a quienes opinan que la especulación es la causante de los altos precios del crudo.

No hay más que ver el gráfico interanual que se expone arriba, acerca de los datos y previsiones de las exportaciones de petróleo, a nivel mundial, para comprender que existen otras razones poderosas como son las debidas al agotamiento del petróleo. En efecto, la curva de suministro de crudo de petróleo está tomando una posición vertical con una elasticidad que prácticamente es igual a cero. Analicemos la gran escalada de precios del petróleo que se han producido estos últimos años y saquemos cuentas. El precio del crudo ha pasado de los 40 dólares que costaba el barril, en 2005, a un valor récord de más de 141 dólares el barril, casi a finales de este mes de junio de 2008. Contrariamente a lo que se piensa, el gráfico de las exportaciones es la mejor referencia para los países que son importadores de petróleo. De poco sirve para países como España, Italia, Alemania, etc., que Reino Unido, China y Estados Unidos sean también grandes productores si se lo consumen todo y no exportan nada. En suma, recojamos el dato de que las exportaciones de petróleo están en un declive que se agudizará mucho más a partir de 2010.

A corto plazo, los importadores saben que no tienen solución las limitaciones inherentes a la oferta y, por ello, se mantienen las ofertas de petróleo a precios cada vez más altos. Se trata de un mercado donde los precios dependen del suministro. Eso lo saben muy los países de la OPEP y serían necios si no rentabilizaran al máximo el cada vez más escaso petróleo que les va quedando. Por eso, les interesa siempre vender cuanto más caro mejor, y , además, sin aumentar la producción para nada. Y el que diga lo contrario se engaña. Las promesas de Arabia Saudita acerca de que piensa aumentar su producción, a partir de agosto de este año, no se cumplirán porque no puede hacerlo. De igual modo, el año pasado dijo lo mismo y tampoco lo cumplió.

Además, este incremento de los precios del crudo no sólo repercute en los países importadores, también tiene sus repercusiones negativas en el interior de los países exportadores. Hoy en día, debido a los altos precios del petróleo, se produce una enorme transferencia de millones de dólares que van desde los países importadores a los países exportadores de petróleo. Estas transacciones monetarias llegan a representar varios puntos del PIB mundial. En los países exportadores, este nuevo y enorme flujo de entradas de capital está provocando que también aumente, sensiblemente, su consumo interno.

Y con ello, también aumenta su consumo interno de petróleo, lo que merma la producción de petróleo que se deja disponible para la exportación. A su vez, la población de los países exportadores también tiende a crecer, junto con una alza significativa de las pautas de consumo —que si no es para todos, al menos lo es para los sectores más dominantes de la sociedad que también crecen. Así pues, en dichos países entra más capital, se demanda más confort y el acceso a aquellas tecnologías que proporcionan una mejor calidad de vida. A la postre, todo se traduce en una elevación de sus niveles de consumo y, por consiguiente, en un mayor consumo energético —automóviles, casas, electrodomésticos, aire acondicionado, etc. Esta es la dinámica básica de lo que se esconde detrás de las exportaciones de petróleo para los países productores.

Entre estos países, quienes peor se lo pasan, son aquellos países exportadores de petróleo cuyos yacimientos van quedando muy maduros y, además, se han de enfrentar a la disminución de la producción propia. Podría pensarse que una fuerte subida de los precios del petróleo podría compensar la disminución de ingresos que estos países sufren por el hecho de la disminución de sus exportaciones de petróleo. Sin embargo no es tan simple.

Si la tasa de declive o disminución de la producción de petróleo es menor que la tasa de incremento de los precios del crudo estos países conocerán un aumento de sus ingresos, a pesar de la reducción de sus exportaciones de petróleo. En estas condiciones, estos países exportadores de petróleo encuentran pocos incentivos tanto para aumentar la producción como para frenar la demanda interna. Además, saben que si coinciden la disminución de la producción y el aumento del consumo interno de petróleo, ambos fenómenos influirán decisivamente en una reducción más rápida de las exportaciones.

Por otro lado, en lo que se refiere a los países importadores, debemos comprender porqué, a pesar de los altos precios del petróleo, la demanda de petróleo se ha mantenido más o menos constante. Una de los motivos ha sido la carencia de otras alternativas en los grandes sectores de consumo — especialmente en el sector del Transporte— y la otra han sido las subvenciones al consumo de gasolina y gasóleo que ofrecían algunos países. Sin embargo, ante un consiguiente aumento rápido de la inflación podrían variar las políticas.

A corto plazo, el factor que, probablemente, logrará frenar la demanda mundial de petróleo será la recesión económica. Sin embargo, esta recesión no podrá ser eficaz en todo el mundo ya que sólo afectará a determinados sectores económicos. A su vez, una recesión económica podría provocar un retroceso de la demanda de una manera tan eficaz que hiciera que las exportaciones de petróleo, a nivel mundial, también se redujeran y, posiblemente, lo harían a un ritmo más rápido que lo que se prevé ahora.

En lo que se refiere a los países exportadores que se convierten en países importadores de petróleo, tal como decía al inicio, los efectos negativos también podrían ser contundentes. Sobre todo si los países no se preparan para reducir el consumo o aguantar el choque de unos precios más altos. Sobre ello, tenemos dos casos muy interesantes. Son los casos de países que se convirtieron, recientemente y de un día para otro, en países importadores netos. Estos países son Reino Unido e Indonesia. A pesar de que los dos países son marcadamente diferentes en términos económicos —un país es desarrollado y el otro se encuentra en vías de desarrollo— ambos muestran patrones similares tanto de producción como de consumo interno. Coinciden también en que ninguno de los dos países adoptó ningún tipo de medidas para evitar que las importaciones crecieran tan rápidamente como lo hicieron.

En Indonesia, las medidas para frenar la demanda interna se tomaron varios meses después de que las exportaciones hubieran cesado. También fue hace poco cuando se suprimieron las ayudas al consumo de petróleo. Las razones son evidentes. Es el miedo a encontrase con fuertes protestas y contestaciones sociales. Sin embargo, este miedo a los conflictos sociales en países donde no se ha alertado y movilizado con tiempo a la población, impide la preparación y la anticipación de la sociedad a los acontecimientos. Una vez más, queda bien manifiesta la importancia de la prospectiva estratégica.

En el Reino Unido, los efectos han empezado producirse pero todavía no se ve que se hayan tomado medidas para modificar la nueva situación de dependencia energética. Por ahora, el Gobierno británico está dejando que sean sólo los altos precios de los combustibles fósiles los que se encarguen de la tarea de ajustar el control de la demanda. Quizá sea que no quiere más problemas ya que bastante tiene con enfrentarse a un amplio y creciente déficit presupuestario, debido a las importaciones de hidrocarburos fósiles que antes no tenía que hacer pues era autosuficiente.

Ambos países comparten también los inevitables efectos negativos que produce el hecho de encontrarse viviendo la fase terminal de sus yacimientos de petróleo. Paradójicamente, los niveles de consumo de petróleo siguen manteniéndose. La opción de aumentar la producción de petróleo, a costa de luego aumentar las tasas de declive, ha quedado descartada y los gobiernos respectivos cada vez están mas preocupados. La situación económica se ha puesto tan mal que ya no hay lugar para la esquiva y el disimulo. Por fin, parece ya que están dispuestos a tomar medidas impopulares que impulsen el ahorro y la eficiencia energética.

Nuestra situación es muchísimo peor que la de estos países exportadores que dejaron de serlo pues todo el petróleo, hasta la última gota, lo importamos. No entiendo que hacen nuestros políticos para no tomar medidas de choque que nos permitan reducir los consumos de petróleo en un 50%, y en un plazo de 10 años. El objetivo es viable. Se sabe lo que hay que hacer. Sólo se necesita valentía, liderazgo y voluntad política. También se necesita controlar bien a todos los rentistas del sistema, como son el transporte por carretera, el sector de la construcción, el sector financiero, las empresas energéticas —incluidas las empresas petroleras, gasistas y eléctricas— y las empresas consideradas como grandes consumidoras de energía. Estas empresas son todos actores que tienen un gran poder e influencia en los diferentes gobiernos, donde suelen lograr por motivos varios —algunos inconfesables— que se antepongan sus intereses creados a los intereses generales. En evitar que esto último ocurra, que los intereses creados de estas empresas prevalezcan sobre los intereses generales, reside el verdadero quid de la cuestión y de nuestro futuro, ¡Por supuesto!.

Anuncios

3 Responses to El petróleo está caro, sencillamente porque se agota

  1. Sirenita dice:

    Creo que los hemos entendido muy bien. ¿Entonces, que hace el ministro Sebastián diciendo tonterías?. Mr Nobuo Tanaka, el Director ejecutivo de la Agencia Internacional de la Energía lo tuvo dejar en evidencia, al ponerle en su sitio al Sr, Miguel Sebastián, ¡Qué vergüenza y qué malos asesores tiene ese señor!

  2. sebastian dice:

    Hola amigo que piensas ahora con los precios del petroleo en 40 dolares. sera que los altos precios no tenian un componiente especulativo?
    Que piensas?

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: